Nestlé perjudica a productores de Veracruz: Coordinadora Nacional de Organizaciones Cafetaleras

Xalapa, Ver.- Productores de café de Coatepec y la región exigieron al gobierno federal que pare la importación de café robusta que sólo beneficia a la empresa transnacional Nestlé, porque en el mercado, el consumidor prefiere comprar una bolsa de seis pesos, con azucares y colorantes artificiales, que adquirir el kilo de café arábigo con un costo mayor, pero con calidad

El asesor general de la Coordinadora Nacional de Organizaciones Cafetaleras, Fernando Celis Callejas y otros productores se manifestaron en la plaza Sebastián Lerdo para informar que en México y por ende Veracruz se vive una “competencia desleal” porque la Nestlé abarata los costos al vender productos de “mala calidad”.

Explicó que a México ingresan un millón 300 mil quintales de café robusta con un costo de 1mil 250 pesos cada uno, lo que desplaza al café mexicano que en el mercado el quintal tiene un costo de tres mil pesos.

“Es una competencia desleal, la Nestlé está ganando, se está llenando de dinero a lo bestia cómo dicen, y todavía hacen campañas de que bajan los precios porque trae café barato, imagínense el quintal de robusta está en dos mil pesos menos que el mexicano, y los precios siguen bajando de robusta” expuso.

Estos precios bajos de la Nestlé repercutieron las cafeterías y restaurantes, porque una taza de café arábigo la deben vender en 25 pesos a fin de poder costear gastos como renta, impuestos, pago de salarios de empleados y otros servicios.

“El tener a nivel mundial tanta producción de café robusta, tumba todos los precios y afecta a todos los productores, y luego los funcionarios nos dicen, es otro café distinto, pero no, porque el robusta está muy barato en el mercado y nosotros con el arábigo no lo podemos bajar de precio, y esto afecta a las cafeterías que no pueden dar ofertas de tazas de café”, expuso.

Celis Callejas mencionó que los más afectados son las familias dedicadas a la siembra del café arábigo, porque no han podido vender sus producciones dado que la Nestlé sólo compra el robusta.

“Sembrar miles de café robusta es aumentar la sobreproducción de ese café, es destruir la cafeticultura de café arábigo lavado, México es el único país que queda con siembra de arábigo lavado con sombra diversificada, que dan servicios ambientales” finalizó.

AVC/Verónica Huerta

APUNTES | Estamos a merced del crimen

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COVID