Lanza NASA cargamento de dispositivos para estudios científicos

CIUDAD DE MÉXICO.- La Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) lanzó la vigésima primera carga útil científica que tiene como destino la Estación Espacial Internacional (EEI), en donde se estudiarán materiales de prueba y suministros que beneficiarán a los astronautas en futuras expediciones al  centro en órbita terrestre. 

La misión, patrocinada por SpaceX, despegó desde el Centro Espacial John F. Kennedy (CEK), ubicado en Cabo Cañaveral, Florida. Para su lanzamiento, técnicos de la NASA, se encargaron de rediseñar la nave espacial “Dragon”. Gracias a su nueva versión fue capaz de transportar una cantidad mayor de cargas útiles.  

Entre los servicios de abastecimiento que viajaron durante esta misión y que serán recibidos por el centro de investigación, que ahora es habitado por siete astronautas, se destacan las muestras de meteoritos y microbios, chips de tejido, así como dispositivos médicos.

 

Mineros de meteoritos microbianos

En investigaciones pasadas, los científicos descubrieron que hay algunos microorganismos capaces de formar capas en las superficies de rocas, a través de las que liberan metales y minerales. 

A este proceso se le conoce como “biominería”, ya que los microbios descomponen la composición natural de las rocas para dar paso al crecimiento de plantas. Es así que los cosmonautas se encargará de estudiar muestras de meteoritos y microbios.

De este fenómeno se podrían extraen elementos útiles para los sistemas de soporte vital y la producción de medicamentos, por ello su estudio resulta tan importante para la exploración especial.

 

Estudio del corazón con chips de tejido

Misiones anteriores demostraron que la microgravedad produce efectos secundarios en el cuerpo de los astronautas. Uno de ellos provoca cambios en el corazón humano, sin embargo, aún se desconoce si las modificaciones que sufre son permanentes. 

Por esta razón, tejidos cardíacos diseñados en 3D, en forma de chip, fueron enviados a la EEI, ya que los investigadores están interesados en conocer cómo los cambios en la gravedad afectan a las células cardiovasculares a nivel celular y tisular. 

Los resultados ayudarán a identificar nuevos tratamientos y el desarrollo de medidas de detección para predecir el riesgo cardiovascular que podrían sufrir los tripulantes, antes de viajar en los vuelos espaciales.

 

Dispositivo para contar glóbulos blancos en el espacio

de la NASA enviaron un dispositivo apto para identificar los glóbulos blancos totales y diferenciarlos en microgravedad, de manera rápida y precisa.

El conteo de glóbulos blancos y la identificación de sus subtipos sirve para el diagnóstico y control de enfermedades, por ello, el análisis de sangre en la estación espacial es un paso importante para satisfacer las necesidades de atención médica de los miembros de la tripulación en misiones futuras.

El “SUBSA-BRAINS” es una herramienta que examinará la formación de burbujas durante la solidificación de materiales en microgravedad, pues se tiene contemplado unir materiales como la aleación de aluminio a aluminio y a cerámica, a temperaturas muy altas para construir hábitats y vehículos humanos en un futuro.

Otro de los asuntos por los que los científicos se han preocupado es comprender la respuesta y adaptación de los organoides cerebrales a la microgravedad ante los cambios ambientales.

Los organoides se utilizarán para observar la manera en que la microgravedad afecta la supervivencia, el metabolismo y las características de las células cerebrales en el espacio. Con esto los expertos de la NASA buscan ampliar la literatura científica en torno a este tema y que aún es muy escasa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COVID