Un inspector de los Mossos, sobre Jordi Sànchez el 20-S: “Pasó de la prepotencia y de exigir que nos retiráramos a cooperar”
mayo 17, 2019
Este es el cuadro de Felipe VI que Hernán Cortés ha pintado por 88.000 euros
mayo 17, 2019

Pablo Iglesias pedirá a Pedro Sánchez un Gobierno de coalición “frente a los 147 diputados de las derechas”

El secretario general de Podemos rechaza quedarse en la oposición y recuerda ante su dirección estatal que pidieron el voto en la campaña para entrar a un Ejecutivo

Iglesias reconoce errores propios en la pérdida de apoyos, pero defiende que la de abril ha sido “la mejor campaña” de Podemos: “La debacle no se ha producido”

El líder de Unidas Podemos trasladará su propuesta de pacto a Sánchez este martes en la Moncloa y recuerda que la última palabra “la tienen los inscritos e inscritas”

“Un Gobierno de solo 123 escaños tendría enfrente, como poco, a los 147 de las derechas. Ese no es un Gobierno estable. No le viene bien a España, que necesita un Gobierno estable. Es nuestra obligación convencer al PSOE de que la estabilidad es buena para España”. Este será el mensaje que trasladará este martes el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, al vencedor de las pasadas elecciones generales, Pedro Sánchez, durante la reunión que ambos mantendrán en el Palacio de la Moncloa. Así lo ha expuesto Iglesias este lunes ante el Consejo Ciudadano Estatal de Podemos, el máximo órgano de dirección del partido entre asambleas.

En un discurso de unos 20 minutos antes de que comiencen las deliberaciones a puerta cerrada, Iglesias ha repasado sin muchas novedades el análisis del resultado electoral del 28 de abril. El CCE, reunido en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, deberá definir además la estrategia a seguir ante los inminentes comicios europeas, autonómicos y municipales del 26 de mayo.

googletag.cmd.push(function() {
googletag.display(“edi-ad-slot-intext”);
});

Unas elecciones, ha sostenido Iglesias, que marcarán el inicio real de las negociaciones. Hasta entonces, ha advertido a propios y extraños, se vivirá una situación “de provisionalidad” discursiva.

El secretario general de Podemos ha concedido al PSOE el triunfo claro en las elecciones de abril. Una victoria que ha tenido como principal motor, según ha explicado, la capacidad de aglutinar apoyos para “frenar al trío de Colón”, en referencia a las tres derechas de PP, Ciudadanos y Vox. “Desde este CCE felicitamos a Pedro Sánchez por el respaldo recibido. Le deseamos que esté a la altura del liderazgo que le toca ejercer”, ha concedido Iglesias.

El líder de Unidas Podemos ha anticipado que este martes llevará a Sánchez un mensaje claro: el PSOE no podrá gobernar de forma estable con un Ejecutivo en solitario y en clara minoría. El presidente del Gobierno en funciones y secretario general del PSOE se ha reunido este lunes con Pablo Casado y mañana le llegará el turno a Albert Rivera y al propio Iglesias. 

“Es justo que digamos al PSOE y a Sánchez que deberán liderar [un futuro Gobierno], pero que no podrán caminar solos”, ha dicho.

Iglesias ha defendido que Unidas Podemos salió del 28A “con fuerza suficientes” para el objetivo que se habían marcado y explicado durante la campaña. Esto es, “participar en la construcción de un Gobierno parlamentariamente estable y de izquierdas”, en palabras del propio Iglesias.

“Dijimos que nos presentábamos para gobernar. Debemos ser honestos con nuestros electores”, ha señalado Iglesias, en referencia a quienes desde dentro de Podemos reclaman que el partido deje gobernar al PSOE en solitario para apoyar desde la oposición aquellas medidas que quieran. Una idea que sostiene con fuerza desde siempre el sector Anticapitalista, capitaneado por Teresa Rodíguez.

Iglesias ha reprochado a quienes defienden esta tesis que es “más cómodo ser una oposición de izquierdas cambiando muy pocas cosas”. Pero les ha respondido con una idea que ya había sonado durante la campaña: “Si no se pudieran cambiar las cosas desde el Gobierno, ¿por qué los principales bancos españoles e internacionales le dicen al PSOE que no gobierne con nosotros?”. 

El líder de Podemos ha sostenido que en el PSOE hay quienes prefieren gobernar en solitario “para pactar las cuestiones económicas con la derecha”. “Pero puede haber sectores en el PSOE que quieren un Gobierno con nosotros en función de los porcentajes obtenidos en las elecciones, pero que desconfían”, ha añadido.

Romper esa desconfianza, ha dicho, es la labor más inminente que tienen ahora por delante. “Solo un Gobierno de coalición asegura un programa de izquierdas”, ha señalado, para concluir: “Toca colaborar, dialogar y empatizar. Es importante dejar a un lado la arrogancia en la que todos hemos podido caer y ponernos de acuerdo para un Gobierno progresista y estable”.

Juntos, el PSOE y Unidas Podemos suman 165 diputados. A 10 de la mayoría absoluta. Por eso, Iglesias ha reclamado “fórmulas de entendimiento con otras fuerzas de ámbito valenciano, cántabro, catalán y vasco” y ha pedido hacerlo “Sin líneas rojas, ultimatums ni arrogancias”.

Por último, ha recordado que en podemos “las grandes decisiones no las tomará ningún comité, sino los inscritos e inscritas”, en referencia a que el resultado de la negociación con el PSOE se someterá a las bases del partido en un referéndum.

Pablo Iglesias: “Ha sido nuestra mejor campaña electoral”

El líder de Podemos ha sostenido que la del 28A ha sido “la mejor campaña” de la breve pero intensa vida del partido. En sus terceros comicios generales, la organización que encabeza Pablo Iglesias ha logrado 42 diputados y 3,7 millones de votos, muy lejos de los más de cinco millones y 69 diputados que obtuvo en diciembre de 2015.

Iglesias ha reconocido errores propios que les han distanciado del electorado y que les han situado como “un partido más”. “Nuestras disputas, que han sido permanentes, las hemos gestionado de una manera deficiente por no decir vergonzosa”, ha sostenido ante el Consejo Ciudadano del partido. “Muchos ciudadanos que nos acompañaron [en anteriores elecciones] ahora no lo han hecho. Hemos parecido un partido más. Para una fuerza como la nuestra es inaceptable”, ha añadido.

El secretario general también ha pedido no ser “ingenuo” y dejar de “valorar otros elementos que no tienen que ver con errores propios”. Iglesias ha hecho especial hincapié en la labor “de las cloacas del Estado y de sus brazos mediáticos” quienes, ha denunciado, ocuparon “horas, horas, horas, horas de televisión, radio y portadas”, con informaciones que, a la postre, se demostraron falsas.

La Audiencia Nacional está investigando estos hechos que, en opinión de Iglesias, “no son un problema para Podemos, sino para la democracia”.

Iglesias, además, ha señalado que en Catalunya, donde En Comú Podem ganó las elecciones de 2015 y 2016, se ha producido una acumulación de “voto identitario frente a la gestión represiva” en la candidatura de ERC “y al PSOE como freno a Vox”.

Pese a todo, Iglesias ha sostenido que la del 28A ha sido “la mejor campaña electoral”. “Hemos vuelto a demostrar solvencia en los debates”, ha añadido. Y ha concluido: “La debacle esperada no se ha producido”.

“Un Gobierno de solo 123 escaños tendría enfrente, como poco, a los 147 de las derechas. Ese no es un Gobierno estable. No le viene bien a España, que necesita un Gobierno estable. Es nuestra obligación convencer al PSOE de que la estabilidad es buena para España”. Este será el mensaje que trasladará este martes el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, al vencedor de las pasadas elecciones generales, Pedro Sánchez, durante la reunión que ambos mantendrán en el Palacio de la Moncloa. Así lo ha expuesto Iglesias este lunes ante el Consejo Ciudadano Estatal de Podemos, el máximo órgano de dirección del partido entre asambleas.

En un discurso de unos 20 minutos antes de que comiencen las deliberaciones a puerta cerrada, Iglesias ha repasado sin muchas novedades el análisis del resultado electoral del 28 de abril. El CCE, reunido en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, deberá definir además la estrategia a seguir ante los inminentes comicios europeas, autonómicos y municipales del 26 de mayo.

del resultado electoral del 28 de abril

Unas elecciones, ha sostenido Iglesias, que marcarán el inicio real de las negociaciones. Hasta entonces, ha advertido a propios y extraños, se vivirá una situación “de provisionalidad” discursiva.

marcarán el inicio real de las negociaciones

El secretario general de Podemos ha concedido al PSOE el triunfo claro en las elecciones de abril. Una victoria que ha tenido como principal motor, según ha explicado, la capacidad de aglutinar apoyos para “frenar al trío de Colón”, en referencia a las tres derechas de PP, Ciudadanos y Vox. “Desde este CCE felicitamos a Pedro Sánchez por el respaldo recibido. Le deseamos que esté a la altura del liderazgo que le toca ejercer”, ha concedido Iglesias.

El líder de Unidas Podemos ha anticipado que este martes llevará a Sánchez un mensaje claro: el PSOE no podrá gobernar de forma estable con un Ejecutivo en solitario y en clara minoría. El presidente del Gobierno en funciones y secretario general del PSOE se ha reunido este lunes con Pablo Casado y mañana le llegará el turno a Albert Rivera y al propio Iglesias. 

se ha reunido este lunes con Pablo Casado

“Es justo que digamos al PSOE y a Sánchez que deberán liderar [un futuro Gobierno], pero que no podrán caminar solos”, ha dicho.

Iglesias ha defendido que Unidas Podemos salió del 28A “con fuerza suficientes” para el objetivo que se habían marcado y explicado durante la campaña. Esto es, “participar en la construcción de un Gobierno parlamentariamente estable y de izquierdas”, en palabras del propio Iglesias.

participar en la construcción de un Gobierno

“Dijimos que nos presentábamos para gobernar. Debemos ser honestos con nuestros electores”, ha señalado Iglesias, en referencia a quienes desde dentro de Podemos reclaman que el partido deje gobernar al PSOE en solitario para apoyar desde la oposición aquellas medidas que quieran. Una idea que sostiene con fuerza desde siempre el sector Anticapitalista, capitaneado por Teresa Rodíguez.

Iglesias ha reprochado a quienes defienden esta tesis que es “más cómodo ser una oposición de izquierdas cambiando muy pocas cosas”. Pero les ha respondido con una idea que ya había sonado durante la campaña: “Si no se pudieran cambiar las cosas desde el Gobierno, ¿por qué los principales bancos españoles e internacionales le dicen al PSOE que no gobierne con nosotros?”. 

El líder de Podemos ha sostenido que en el PSOE hay quienes prefieren gobernar en solitario “para pactar las cuestiones económicas con la derecha”. “Pero puede haber sectores en el PSOE que quieren un Gobierno con nosotros en función de los porcentajes obtenidos en las elecciones, pero que desconfían”, ha añadido.

Romper esa desconfianza, ha dicho, es la labor más inminente que tienen ahora por delante. “Solo un Gobierno de coalición asegura un programa de izquierdas”, ha señalado, para concluir: “Toca colaborar, dialogar y empatizar. Es importante dejar a un lado la arrogancia en la que todos hemos podido caer y ponernos de acuerdo para un Gobierno progresista y estable”.

Juntos, el PSOE y Unidas Podemos suman 165 diputados. A 10 de la mayoría absoluta. Por eso, Iglesias ha reclamado “fórmulas de entendimiento con otras fuerzas de ámbito valenciano, cántabro, catalán y vasco” y ha pedido hacerlo “Sin líneas rojas, ultimatums ni arrogancias”.

Por último, ha recordado que en podemos “las grandes decisiones no las tomará ningún comité, sino los inscritos e inscritas”, en referencia a que el resultado de la negociación con el PSOE se someterá a las bases del partido en un referéndum.