Cúpula panista recibe ‘megasueldos’, superiores al de AMLO, con recursos públicos
mayo 14, 2019
‘The Bells’, de Game of Thrones, es el peor episodio de la temporada
mayo 14, 2019

AMLO y Slim, una relación de ‘tira y afloja’ en el último año

Desde que Andrés Manuel López Obrador se perfilaba como el candidato favorito para ganar la Presidencia de México en las campañas electorales del año pasado, la relación de éste con el empresario más rico del país, Carlos Slim, comenzó a ser como una liga que se tensa en ocasiones y se relaja en otras.

El último episodio transcurrió este fin de semana, pues al visitar Nayarit, presidente amenazó con retirar la concesión a una empresa que no ha podido terminar de construir una autopista en más de 10 años en esa entidad.

Aunque no dijo el nombre de la compañía ni de la obra, funcionarios locales indicaron que se trataba de la autopista Jala, Nayarit-Puerto Vallarta, la cual está a cargo de Grupo Carso, del multimillonario Slim.

“Vamos también a resolver el problema de las carreteras. Ya lleva una empresa más de 10 años con la concesión para hacer la autopista acá y no avanza, ya voy a hablar con ellos, se acabó, otrabajan y terminan o se les quita la concesión, así de claro”, afirmó López Obrador.

Cuestionado esta mañana sobre su relación con el magnate, el mandatario aseguró que es buena, “como con todos los empresarios”, y reiteró que le interesa mucho mantener buenas relaciones con el sector empresarial del país.

Choque por NAIM

Tras haber fincado una buena relación cuando era jefe de Gobierno del entonces Distrito Federal, López Obrador tuvo su primer desencuentro fuerte con Carlos Slim durante el proceso electoral del año pasado, cuando el ingeniero se pronunció a favor de la continuación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) que se construía en Texcoco, en el cual contaba con contratos.

El abanderado de Morena ya se había expresado en contra del polémico proyecto, criticado por su daño al ambiente y su alto costo.

“Él es un hombre de negocios, entonces él está defendiendo sus intereses (al abogar por el NAIM), pero yo voy a ser presidente de México y yo voy a defender los intereses del pueblo de México”, replicó en abril López Obrador.

‘Slim es un ejemplo’

En agosto, tras haber ganado la Presidencia, el hoy mandatario se reunió con asociaciones de ingenieros del país para presentarles sus proyectos prioritarios y, de paso, pedirles su ayuda para determinar el futuro del NAIM.

En el encuentro estuvo Carlos Slim y López Obrador no pasó la oportunidad de elogiarlo.

“Hago un gran reconocimiento a un ingeniero que con su esfuerzo, su imaginación y su talento, es un ejemplo en México y en el mundo, por ser uno de los empresarios más exitosos: Carlos Slim”, dijo AMLO. Acto seguido, el multimillonario se levantó de su asiento y fue a estrechar la mano del tabasqueño.

Espaldarazo a los 100 días

El evento con el cual el titular del Ejecutivo dio una especie informe de sus primeros 100 días de gobierno fue escenario para que el quinto hombre más rico del mundo regresara el elogio a López Obrador.

Al término del acto, Slim fue entrevistado por reporteros y ante ellos descartó que hubieran malos indicios de la conducción económica del país.

“Yo no me preocuparía nada; primero, está bajando la inflación; segundo, hay una mayor austeridad y sobriedad; y hay este acuerdo que señalaba el presidente y la necesidad de importancia de la inversión pública e inversión privada”, declaró.

Retiro en este sexenio

El 26 de marzo pasado, López Obrador reveló que Slim le dijo que es su deseo terminar su vida en los negocios durante este sexenio y que estaba dispuesto a ayudar al país en lo económico y también en lo social.

La posible indiscreción del presidente sacudió los mercados bursátiles y en tan solo un día, la cabeza de Grupo Carso restó de su fortuna 1,700 millones de dólares.

No hay sumisión: AMLO

El 29 de abril, Bloomberg publicó que, en octubre, Carlos Slim le escribió a mano una carta al presidente para pedirle que el NAIM no fuera cancelado, e incluso se ofreció para llevar el proyecto personalmente.

Sin embargo, López Obrador terminó cancelando la obra y, según la agencia de noticias, la relación entre el político y el magnate “se agrió”, razón por la cual el segundo no entró al Consejo Asesor Empresarial que se formó para la Presidencia.

Ese mismo día, en su conferencia «mañanera», el mandatario habló sobre su relación con los empresarios y señaló que la semana anterior se había conversado con el dueño de América Móvil y en unos temas habían coincidido y en otros no, y eso era normal, ya que no es una relación de sumisión.

“Acabo de comer hace una semana con Carlos Slim y fue una muy buena conversación, pero no coincidimos en todo, en algunos temas sí, en otros no, porque él es un hombre de criterio y yo también. No hay sumisión, no es ‘Sí, señor, lo que usted diga, señor. ¿Qué horas son? Las que usted quiera que sean, señor’. No existe eso ya”, señaló AMLO.

+Popular

El koala está funcionalmente extinto: ONG